13 nov. 2012

Crítica literaria

CRÍTICA LITERARIA DE 'PINTA, RECORTA Y PEGA CON TEO'

Lectura que resultará una delicia para todas las edades. Comprobaréis que es recomendable ir revisitando sus páginas a lo largo de los años. 'Pinta, recorta y pega con Teo' se antoja un juego complejo y poliédrico para el lector, quien comprobará que, a pesar de la simpleza de sus tres acciones -pinta, recorta y pega -, entraña una realidad más profunda, un paso más en las reflexiones vitales y metafisicas del ser humano postmoderno que para sí ya lo quisiera Terrence Malick en 'El árbol de la vida'. Paradójicamente a su frescura y terrible modernidad, tiene una estructura clásica que funciona con la precisión de un reloj: pinta, recorta y pega (casi podríamos denominarlo el verdadero sentido de la vida). Y no podemos dejar de remarcar el papel del popular personaje Teo, donde en esta historia se enfrenta cara a cara con sus demonios internos hasta un final nada acomodaticio. La insuficiente paleta de colores de su estuche de lápices Alpino y la pesadez de las tijeras se erigen como magistrales metáforas del desasosiego del Hombre actual. 'Pinta, recorta y pega con Teo' no dejará a nadie indiferente y cada lector podrá sacar sus propias enseñanzas y conclusiones tras bucear en su interior. 

Próxima crítica literaria:

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario